DIRECTORIO PARA LA PASTORAL SOCIAL EN .DIRECTORIO PARA LA PASTORAL SOCIAL EN MEXICO Centro de Estudios

  • View
    218

  • Download
    1

Embed Size (px)

Text of DIRECTORIO PARA LA PASTORAL SOCIAL EN .DIRECTORIO PARA LA PASTORAL SOCIAL EN MEXICO Centro de...

  • DIRECTORIO PARA LA PASTORAL SOCIAL EN MEXICO

    Centro de Estudios y Promocin Social, A.C.

    Mxico, 2008

    - 1 -

    Publicado en 2005

    Reedicin 2008

  • - 2 - - 3 -

    DIRECTORIO PARA LA PASTORAL SOCIAL EN MXICO

    Documento aprobado en el Consejo Permanente por mandato de la Asamblea de la Conferencia del Episcopado Mexicano-Publicado en 2005-

    D. R. Comisin Episcopal para la Pastoral Social

    D.R. Centro de Estudios y Promocin Social, A.C.Tintoreto No. 106Col. Ciudad de los DeportesC.P. 03710 Mxico, D.F.Email: direccion@ceps-caritasmexico.orgwww.ceps-caritasmexico.org.Tels: (52) (55) 55 63 16 04; (52) (55) 55 63 65 43Fax (52) (55) 55 63 39 68

    Primera Reedicin, 2008

    ISBN-13: 978-970-95982-0-9

    Diseo de portada: Departamento de Comunicacin Social de laComisin Episcopal para la Pastoral SocialAlberto Arciniega Rossano y Angel Hernn BernalEmail: comunicacion@ceps-caritasmexico.org

    Impreso y hecho en MxicoZamora, Michoacn. 2008

    Todos los Derechos Reservados / Printed and made in Mexico

    CONFERENCIA DEL EPISCOPADO MEXICANOCOMISIN EPISCOPAL PARA LA PASTORAL SOCIAL

    Trienio 2007-2009

    S. E. Mons. Gustavo Rodrguez VegaObispo Auxiliar de Monterrey

    Presidente

    S. E. Mons. Luis Artemio Flores CalzadaObispo de Valle de Chalco

    Dimensin Pastoral Social-Critas

    S. E. Mons. Miguel ngel Alba DazObispo de la Paz

    Dimensin Justicia, Paz y Reconciliacin

    S. E. Mons. Abelardo Alvarado Alcntara Obispo Auxiliar de Mxico Dimensin Fe y Poltica

    S. E Mons. Carlos Garfias Merlos

    Obispo de Cd. Nezahualcyotl Dimensin Pastoral del Trabajo

    S. E. Mons. Rafael Martnez Sinz Obispo Auxiliar de Guadalajara Dimensin Pastoral de la Salud

    S. E. Mons. Domingo Daz MartnezObispo de Tuxpan

    Dimensin Pastoral Penitenciaria

    S. E. Mons. Felipe Arizmendi Esquivel Obispo de San Cristbal de las Casas

    Dimensin Pastoral Indgena

    S. E. Mons. Rafael Romo Muoz Arzobispo de Tijuana

    Dimensin Pastoral de la Movilidad Humana

    Pbro. Lic. Armando Flores NavarroDicesis de Zamora Secretario Ejecutivo

    Pbro. Lic. Oscar Arias BravoArquidicesis de Mxico

    Secretario Adjunto

  • - 4 - - 5 -

    2. Recuperacin de la memoria histrica [112-113] 3. Luces y sombras [114-119]

    Captulo II

    INTERPRETAR LA REALIDAD A LA Luz DEL EvANgELIO

    Introduccin [120-126]

    I. Mirarn al que traspasaron [127-132]

    1. Volver la mirada al Seor de la Iglesia [131-132]

    II. El acontecimiento de la Encarnacin, revelacin de un Dios solidario [133-161]

    1. Para ser hijos de Dios [133-136] 1.1 Liberacin [137-141] 1.2 Pobreza [142-146] 1.3 El Reino [147-161] III. El Misterio Pascual en la vida de la Iglesia [162-173]

    1. El resucitado es el crucificado [163-169] 2. La Resurreccin abre a la nueva creacin [170-173]

    Iv. Jesucristo entre la Palabra y el Signo [174-226]

    1. Un mensaje llamado a revolucionar la cultura: las bienaventuranzas [175-193] 2. La parbola del Buen samaritano: pedagoga de la solidaridad [194-198] 3. Vengan benditos de mi Padre [199-201] 4. Jess y el Signo: la Eucarista [202-219] 4.1 La Pascua de Jess, experiencia de comunin que trae libertad [203-208] 4.2 La Eucarista, Pascua de la Iglesia [209-216]

    Captulo I

    LA REALIDAD DE NuESTRA PATRIAuNA LLAMADA A NuESTRA CONCIENCIA CRISTIANA

    Introduccin [1-6]

    I. un acercamiento a la realidad que se hace con sensibilidad pastoral [7-31]

    1. Una perspectiva: la afliccin de nuestro pueblo [13-15]

    2. Con dos criterios para acercarnos a la contemplacin de la realidad [16-20] 2.1 Primer criterio: la dignidad de la persona humana [17-18] 2.2 Segundo criterio: la opcin preferencial por los pobres [19-20]

    3. Tres actitudes fundamentales [21-31] 3.1 La compasin evanglica [21-23] 3.2 El discernimiento de los signos de los tiempos [24-28] 3.3 Con profunda esperanza [28-31]

    II. La realidad de Mxico a la luz de la Carta Pastoral [32-105]

    1. Mxico ante la realidad global [34-39] 2. De cara a nuestra historia, sin fatalismos ni determinismos [40-44] 3. Transicin democrtica en riesgo [45-54] 4. La desigualdad social [55-57] 5. El escndalo de la pobreza [58-77] 6. Una cultura que se transforma [78-87] 7. Una sociedad plural, bajo formas autoritarias [88-90] 8. La violencia se generaliza [91-92] 9. Los derechos humanos: una tarea pendiente [93-96] 10. La necesidad de ahondar en las causas [97-105]

    III. Iglesia, Pueblo en camino [106-119]

    1. Superar la marginacin y la automarginacin [108-111]

    CONTENIDO CONTENIDO

  • - 6 - - 7 -

    II. La Pastoral Social es un ministerio de evangelizacin [342-411] 1. Al servicio del Reino [343-347] 2. Con la fuerza de la Palabra [348-360] 2.1 La Doctrina Social de la Iglesia [352-360]

    3.Con la fuerza evocadora de los Signos [361-370] 3.1 Pastoral Social y Liturgia [361-368] 3.2 Las acciones de Pastoral Social deben ser significativas [369-370]

    4. Los apstoles de la Pastoral Social: Testigos del Reino [371-388] 4.1 Formacin especfica para la Pastoral Social [379-380] 4.2 Testimonio de Unidad, condicin de credibilidad [381] 4.3 La espiritualidad de los apstoles de Pastoral Social [382-388]

    5. La Pastoral Social en los distintos centros de comunin [389-411] 5.1 Pastoral Social y Pastoral Familiar [389-393] 5.2 La Pastoral Social en pequeas comunidades [394-395] 5.3 La Pastoral Social en la Parroquia [396-401] 5.4 La Pastoral Social Diocesana [402-405] 5.5 La Pastoral Social en el nivel regional y nacional [406-411]

    III. Las Tareas de la Pastoral Social [412-463]

    1. Discernimiento evanglico de la realidad [414-427] 1.1 Conocer la realidad (Ver) [417-421] 1.2 A la luz del Evangelio (Juzgar) [422-424] 1.3 Discernir las opciones y asumirlas (Actuar) [425-427]

    2. La asistencia social: ayudar sin hacer dao [428-432] 3. La promocin humana: pasar de situaciones menos humanas a situaciones ms humanas [433-438] 4. La accin social transformadora: incidir en el cambio de estructuras [439-443] 5. La aceptacin fraterna: rehacer el tejido social [444] 6. Una metodologa autogestiva y participativa aprendida en la experiencia [445-463]

    4.3 La Eucarista que renueva nuestra misin [217-219]

    5. Mara, mujer evangelizada y evangelizadora [220-226]

    v. El servicio que la Iglesia presta al mundo [227-317]

    1. Evangelizacin y Doctrina Social de la Iglesia [232-239] 2. Principios de la Doctrina Social de la Iglesia [240-274] 2.1 Dignidad Humana [243-246] 2.2 Igualdad [247-249] 2.3 El Bien Comn [250-254] 2.4 El Destino Universal de los Bienes [255-260] 2.5 Solidaridad [261-265] 2.6 Subsidiariedad [266-269] 2.7 Participacin [270-274]

    3. Los valores de la Doctrina Social de la Iglesia [275-297] 3.1 Verdad [279-281] 3.2 Libertad [282-284] 3.3 Justicia [285-287] 3.4 Paz [288-291] 3.5 Caridad [292-297]

    4. Los Derechos Humanos [298-305] 5. La Pastoral Social [306-317]

    Captulo III

    LA PASTORAL SOCIAL PRESENCIA TRANSFORMADORADE LOS CRISTIANOS EN LA SOCIEDAD

    Introduccin [318-328]

    I. La realidad de Mxico nos desafa [329-341]

    1. Desafos para la accin social [330-335] 2. Desafos para la accin pastoral [336-341]

    CONTENIDO CONTENIDO

  • PRESENTACIN

    Dios nos ha dado la gracia de vivir en un tiempo tan hermoso como complejo. Este tiempo, caracterizado por mltiples factores que hacen que hoy sea considerado un cambio de poca, es para nosotros un desafo y una oportunidad para nuestra vocacin cristiana. Descubrir qu es lo que el Seor quiere de nosotros, aqu y ahora, nos lleva a vivir en una constante actitud de discernimiento.

    Hace cinco aos los Obispos de Mxico, publicamos nuestra Carta Pastoral Del encuentro con Jesucristo a la solidaridad con todos. En ella hicimos una lectura de la realidad nacional y de la vida eclesial en Mxico a la luz de la exhortacin apostlica Ecclesia in America. Reconocamos entonces la dificultad que tenemos para organizar iniciativas diocesanas conjuntas con dimensin nacional, capaces de proponer a la comunidad eclesial y a todos los mexicanos valores sociales estables junto con el compromiso por la defensa de la dignidad de la persona humana, desde que es concebida hasta que el Seor la llame a su presencia.1

    Esta dificultad la constatamos en innumerables ocasiones en nuestros encuentros con los apstoles de la Pastoral Social. Era claro que nos haca falta una referencia comn, un punto de encuentro, criterios compartidos, que hicieran posible, no slo hablar el mismo lenguaje, sino adems, recoger las valiosas y fecundas experiencias de compromiso social esparcidas en la geografa nacional, para que reflexionadas y sistematizadas a la luz de la Doctrina Social de la Iglesia, pudieran iluminar y enriquecer el ministerio social de nuestra Iglesia en Mxico.

    Por otro lado la realidad de nuestra patria es compleja y cambiante. En ella, la presencia testi