of 52/52
El semanario de Quintana Roo stos días e La cosa pública José Hugo Trejo www.estosdias.com.mx $ 25.00 No 178 Lunes 06 de diciembre de 2010

Estosdías 178

  • View
    249

  • Download
    25

Embed Size (px)

DESCRIPTION

Pendiente................

Text of Estosdías 178

  • El semanario de Quintana Roostos dase

    La cosa pblica Jos Hugo Trejo

    www.estosdias.com.mx

    $ 25

    .00

    N

    o 1

    78 L

    un

    es 0

    6 d

    e d

    icie

    mb

    re d

    e 2010

  • Medio................................................4Sin acuerdos ambientales no habr turismo y las ciudades costeras colapsarnJavier UgaldeCumbre.............................................8La Villa del Cambio Climtico, un despropsito muy caroJavier UgaldeSignos.............................................11Salvador MontenegroLa loca semana...............................13Nicols Durn de la SierraLa cosa pblica................................15Por Jos Hugo TrejoPerfiles............................................16Lilia ArellanoPRI...................................................18Los despojos del PRI de Benito Jurez(y el futuro se ve peor)Javier UgaldeDe portada......................................24La Ley de Justicia para Adolescentes sigue premiando el crimen y proveyendo mano de obra para el narcoHctor SosaCongreso........................................31Un mejor aparato de informacin legislativa y que Bacalar sea municipio, propone el diputado electo Eduardo Espinosa AbuxapquiJess Hernndez

    Secciones

    eNuestra s mana

    3estosdas06/12/10

    La nota

    Privilegios

    Las atrocidades juveniles no paran en una entidad acosada por la explosiva indigencia y la descomposicin familiar y social, y hay una legislacin que ampara y estimula esa barbarie, al socaire de todas las autoridades que tienen responsabilidad en la seguridad pblica, y cuya indolencia permisiva crea las condiciones para que el fallido Sistema Integral de Justicia para Adolescentes siga premiando con todos los privilegios a la creciente comunidad de jovencitos criminales, e incrementando las reservas de traficantes y asesinos de las mafias.

  • Medio

    4 estosdas06/12/10

    NO HABR TURISMO Y LAS CIUDADES COSTERAS COLAPSARN

    SIN ACUERDOS AMBIENTALES

  • 5estosdas06/12/10

    Medio

    Javier Ugalde

    Si en la ConferenCia de laS Par-tes de las Naciones Unidas Sobre Cambio Climtico (COP 16) no se logra ningn acuer-

    do, como se prev, todos pagarn una alta factura. Una de las regiones ms afectadas ser el Caribe mexicano, porque al paso de los aos los empre-sarios tendrn que pensar en abando-nar la actividad turstica, generadora del ingreso fundamental de recursos econmicos para Quintana Roo y del ms grande del sector para el pas.

    El cambio climtico propiciara una inestimable reduccin del flu-jo de visitantes al Caribe mexica-no, que actualmente ronda los 10 millones al ao. La ocupacin en las ms de 70 mil habitaciones que estn distribuidas del norte al sur de Quintana Roo se desplomara de manera drstica. Y desde esta zona ya no se generara la cuarta parte de las divisas por concepto de tu-rismo que ingresan al pas, que en el 2009 fue del orden de 11 mil 275 millones de dlares.

    Investigadores del Consejo Na-cional de Ciencia y Tecnologa (Cona-cyt) coinciden en su preocupacin so-bre los efectos sociales y econmicos negativos del cambio climtico. Espe-ran que haya un acuerdo para dismi-nuir los gases de efecto invernadero porque de no ser as podra generarse un incremento de seis grados cent-grados en la temperatura. Las impli-caciones seran catastrficas, y entre

    ellas se prev la desaparicin de las islas en todo el mundo por la elevacin del nivel del mar.

    Miguel Equihua Zamora, inves-tigador del Instituto de Ecologa A.C. (Inecol), explica que las costas estn amenazadas por la elevacin del nivel del mar que en esta zona podra ser de 40 centmetros en los prximos 30 aos. Sin embargo es necesario aadir que factores como las mareas y las on-das de tormenta se intensificarn, por lo que el nivel del agua ser mayor. Las afectaciones en la costa caribea sern maysculas, porque la inmigra-cin est provocando el crecimiento de las ciudades en la zona.

    Son amenazas a la vida huma-na, pero tambin a la inversin. Lo que se discute en COP 16 es precisamente temas de mitigacin, que tienen que ver con la reduccin de gases de efec-to invernadero. Otro asunto es el de la adaptacin, que se refiere a que si el cambio climtico es inevitable, te-nemos que cambiar nuestros patrones

    y la forma de relacionarnos con la na-turaleza, de tal forma que podamos seguir viviendo, dice.

    Esto incluye pensar en la posibili-dad de abandonar la actividad tursti-ca, pero antes de llegar a este extre-mo deben emprenderse acciones para reducir el cambio climtico. De seguir por la misma ruta y sin acuerdos todos sucumbiremos.

    Vicente Ferreyra, coordinador de Turismo Sustentable del Fondo Mun-dial para la Naturaleza, seala que la deforestacin, el tratamiento inade-cuado de los residuos slidos y el cre-cimiento poblacional que es un efecto alterno al desarrollo turstico son fac-tores que propician problemticas am-bientales y que son difciles de resol-ver por las autoridades municipales, porque la dimensin del problema es mayor a las capacidades de esta esfe-ra de gobierno.

    La tendencia para evitar la cats-trofe econmica, social y ambiental, es realizar una mejor planeacin en la construccin de las ciudades; deben crearse centros poblacionales sustenta-bles. La tendencia va hacia eso, a pla-near mejor las ciudades, y en las que ya estn edificadas, resolver los problemas urgentes. COP debera ser una oportu-nidad para hacerlo, asegura.

    Contamina-contaminando

    Carlos Daz Carvajal, director del Instituto Municipal de Planeacin

    En Quintana Roo se sigue fomentando la inversin turstica y el crecimiento urbano de manera descomunal. Y especialistas advierten que si contina la tendencia del calentamiento global el turismo y el hbitat humano en las zonas costeras estn destinados a desaparecer.

    En Cancn, para no ir muy lejos, no hay un slo edificio verde, con un manejo adecuado en el uso del agua, de los residuos slidos, que sea ahorrador en el consumo de energa, entre otras cosas.

  • 6 estosdas06/12/10

    Medio

    de Desarrollo Urbano (Implan), se-ala que hay dos factores que han propiciado la creacin de asenta-mientos irregulares en Quintana Roo, y uno tiene que ver con el as-pecto poltico: en periodo de eleccio-nes aumenta el fenmeno en razn de ganar votos.

    Pero a partir de 1994, con la re-forma que hizo el expresidente Carlos Salinas de Gortari al artculo 27 de la Constitucin, que permiti a los pro-pietarios de ejidos el dominio pleno de la tierra, las cosas se agravaron.

    La reforma facilit a los ejidata-rios comercializar sus tierras, y aho-ra se encargan de vender, sin nin-gn servicio y de manera legal, lotes para vivienda. Ejemplos en la ciudad abundan, pero basta con recorrer la avenida Lpez Portillo para observar anuncios de terrenos que solicitan un bajo enganche y ofrecen plazos para pagarlo.

    En Quintana Roo, el 80 o 90 por ciento de la geografa es ejidal y en esta legislatura se aprueba una ley estatal que penaliza la venta ilegal y las invasiones de tierra, con la idea de evitar la proliferacin de asentamien-tos irregulares que estn fuera de un programa parcial o de crecimiento or-

    denado, dice Daz Carvajal.El funcionario agrega que otro

    factor a considerar es que el Gobierno del Estado carece de reserva territo-rial para ofrecer terrenos y una opcin de vivienda para las personas de es-casos recursos. Y el tema es particu-larmente complicado en una entidad como Quintana Roo donde la demanda crece porque contina la ola migrato-ria proveniente de estados golpeados econmica o ambientalmente como Veracruz, Tabasco, Chiapas y Oaxaca, donde su poblacin sufre inundaciones y los afectados salen de sus ciudades en direccin a Cancn para cumplir el sueo mexicano.

    Los tres rdenes de gobierno no actan en forma consciente de que hay que generar reserva para crear vivienda, porque las personas que vienen del campo y de otros estados no son asalariados, sino que viven de lustrar zapatos o de acomodar carros en el sper, y cuando ven una opor-tunidad de que con 300 o 500 pesos semanales pueden adquirir un lote, van y se meten a sobrevivir en condi-ciones de total carencia de cualquier servicio bsico.

    De acuerdo a los datos obteni-dos por el Implan, tan slo en Can-

    cn hay ms de 20 asentamientos irregulares, la mayora distribuidos a lo largo de la carretera a Mrida, y albergan a ms de 50 mil personas que realizan diariamente la descarga de sus desechos al subsuelo porque no tienen drenaje.

    Todo lo que est asentado en vivienda, en construcciones, todo lo que se ha hecho en estas zonas irre-gulares, est impactado al ambiente, principalmente a los mantos acuferos, por la inyeccin de aguas negras que irremediablemente llegan a la laguna y el mar, afirma.

    La Comisin de Agua Potable y Alcantarillado (CAPA) considera que el nmero de personas en asentamientos irregulares es mayor, porque hay 270 mil, lo que genera un impacto fuerte al manto acufero.

    Ao con ao, lo hemos dicho, si no impedimos que esto se siga dando, vamos a tener problemas severos en el agua que vamos a consumir en los prximos aos, prev Jorge Elas Si-mn, delegado de CAPA.

    Actualmente los asentamientos irregulares no estn en reas que puedan afectarlos, pero admite que han existido conatos de invasin y las autoridades estn conscientes del

    Todo lo que est asentado en vivienda, en construcciones, todo lo que se ha hecho en estas zonas irre-gulares, est impactado al ambiente, principalmente a los mantos acuferos, por la inyeccin de aguas negras que irremediablemente lle-gan a la laguna y el mar.

  • Medio

    7estosdas06/12/10

    - Ms de un milln de habitantes dependen de esta actividad

    - Cuenta con 70 mil habitaciones hoteleras

    - Genera una cuarta parte del total de divisas por concepto de turismo

    - Atrae a 10 millones de visitantes anualmente

    QuintAnA Roo, joya turstica

    riesgo. Hasta ahora han impedido que personas sin recursos econmicos se asienten en zonas claves para la cap-tacin de aguas.

    El funcionario indica que la co-bertura de agua potable en la zona norte del estado es del 100 por cien-to y del 90 por ciento en drenaje, pero nicamente contempla las zo-nas urbanas y las que estn dentro de los planes de desarrollo.

    Hay casos, como el de las regio-nes 60, donde a pesar de la existencia de la red de drenaje las familias no se han conectado y continan utilizando fosas spticas. Cuando construyeron sus viviendas no contemplaron a futu-ro la instalacin del servicio y conec-tarse ahora implica elevados costos, ya que prcticamente tendran que reconstruir sus casas. Hemos hecho campaas para que la gente se conec-te, pero nada ms ha respondido un cinco por ciento.

    A este mar de problemas ambien-tales habr que aadir que no se ha logrado concretar un relleno sanitario regional, y menos un relleno para Be-nito Jurez, porque el actual entrar en fase de cierre y el servicio conce-sionado para la recoleccin de basura es inoperante.

    Sin estmulos fiscales

    Para evitar la contaminacin am-biental y estimular la creacin de ne-gocios verdes, Mxico ha firmado di-versos acuerdos a nivel internacional, aunque son letra muerta porque no se refleja en estmulos fiscales.

    El expresidente del Colegio de Contadores Pblicos de Cancn, Juan

    Antonio Palacios, indica que hace cua-tro o cinco aos el pas realiz conve-nios internacionales para dar incenti-vos fiscales que estn en pro del am-biente, pero no han sido concretados en la Ley de Ingresos.

    En Cancn, para no ir muy lejos, no hay un slo edificio verde, con un manejo adecuado en el uso del agua, de los residuos slidos, que sea aho-rrador en el consumo de energa, en-tre otras cosas, menciona.

    El experto dice que en nacio-nes como Canad y Estados Unidos es una tendencia crear edificaciones verdes, pero en Mxico an no se ve nada similar.

    Incluso, a manera de ejemplo so-bre la falta de disposicin para avanzar en estrategias de mitigacin, mencio-na que unos clientes suyos de origen italiano deseaban producir un tipo de block trmico que permite mantener habitaciones frescas y reduce la nece-sidad del uso del aire acondicionado. Queran incentivos fiscales para produ-cirlo y no los obtuvieron. Palacios men-ciona: Necesitamos seguir insistiendo con los diputados para que aterricen los acuerdos internacionales que bene-ficien a empresarios que tengan inters en cuidar el ambiente.

    La tendencia para evitar la catstrofe econmi-ca, social y ambiental, es realizar una mejor planeacin en la construccin de las ciudades; deben crearse centros poblacionales susten-tables. La tendencia va hacia eso, a planear mejor las ciuda-des, y en las que ya estn edi-ficadas, resolver los problemas urgentes. COP debera ser una oportunidad para hacerlo. de

  • 8 estosdas06/12/10

    Cumbre

    La Villa del Cambio Climtico es una broma de mal gusto y onerosa para el erario. En el proyecto se invirtieron 35 millones de pesos, ocho ms de los que destin el gobierno de Caldern para resolver el problema de la basura en Cancn durante la COP 16 y hasta el 31 de diciembre. Al sitio no estn interesados en acudir ni los propios altermundistas, a pesar de que los festejos en la villa han sido engordados con la presencia de grupos musicales y cantantes populares como Reyli, Kalimba, Mijares, Fanny Lu, el TRI, Plastilina Mosh y la Sonora Dinamita, cuya presencia desentona ms bien en ese paisaje diseado, se dijo, para el dilogo.

    LA VILLA DEL CAMBIO CLIMTICO,UN DESPROPSITO MUY CARO

  • Cumbre

    9estosdas06/12/10

    Javier Ugalde

    la Villa del Cambio ClimtiCo termin convertida en una verbena climtica. As es como la nombran muchos de

    los ambientalistas y altermundistas que participan en los foros alternos de la COP 16. Dicen que no ha cum-plido con su funcin y en cambio pa-rece ms una feria para el ocio re-creativo que un espacio de reflexin y discusin crtica sobre los proble-mas ambientales.

    La villa se plante como un sitio donde se permitiera la manifestacin libre y segura de los grupos que des-de antes de que iniciara el encuentro planetario se apuntaron para venir a realizar acciones paralelas a la reunin organizada por la ONU. Sin embargo es utilizada ms para conciertos musicales de poca monta que como un lugar de encuentro donde confluyen propuestas y debates sobre los temas ligados a la reunin internacional sobre el clima.

    La idea consista en evitar que se repitieran las amargas experiencias que padeci Cancn en las reunio-nes mundiales que alberg en 2001 y 2003, cuando se efectuaron, primero, la reunin del Foro Econmico de Da-vos, y despus una cumbre de la Orga-nizacin Mundial de Comercio (OMC).

    En ambos casos la presencia de los entonces llamados globalifbicos, que posteriormente se rebautizaron como altermundistas, fue desastrosa y dio la nota por los desmanes que causaron. La muerte del manifestante coreano Lee Kyung Hae, todava es muy recordada. Kyung se quit la vida al clavarse una navaja en el corazn cuando estaba en lo alto de una valla metlica que obsta-culizaba el acceso de los furibundos glo-balifbicos a la sede donde sesionaban los miembros de la OMC.

    Las reuniones de 2001 y 2003 de-jaron sendas deudas a las autoridades municipales, que a final de cuentas tuvieron que hacerse responsables del tiradero de los altermundistas, quie-nes se instalaron donde pudieron, en pleno centro de Cancn, y sin ningn tipo de servicios sanitarios.

    La idea original de ambientalis-tas de Cancn para la COP 16, como Jos Zaldivar y Rubn Boreau, de la

    agrupacin Los Otros Pueblos, era que la Villa del Cambio Climtico se instalara en el centro de la ciudad, en la Supermanzana 21, a un costado de los estadios Beto vila y Andrs Quintana Roo.

    Sin embargo, ante el temor de que en un sitio cntrico pudiera re-sultar contraproducente, cuando el Gobierno federal se involucr en el

    asunto, a travs de la Secretara de Relaciones Exteriores (SRE), se ofre-cieron otras alternativas y as se eligi el rea de los llamados Go Karts, sobre el Bulevar Colosio, a la altura del kil-metro 7.5, muy cerca de la entrada al poblado del ejido Alfredo V. Bonfil.

    La proyeccin y creacin de la vi-lla se realiz de manera apresurada y bajo los criterios de Relaciones Exte-

    LA VILLA DEL CAMBIO CLIMTICO,UN DESPROPSITO MUY CARO

    Dolores Rojas, directora de proyectos de la fun-dacin Oxfam Mxico, que trabaja por impul-sar el desarrollo sustentable y el derecho a vivir sin pobreza, ase-gur el 10 de noviembre pasado que la Villa de Cambio Climtico cost 35 millones de pesos. Los recursos empleados, sin embargo, parecen estar destinados a la ba-sura. Durante la primera semana de actividades de la cumbre, los grupos ambientalistas no mostra-ron inters alguno en la dichosa villa, pues la consideran un sitio oficial. La presencia de foros, conferencias, dilogos y dems actividades ligadas al desarrollo de las acciones de los grupos de la sociedad civil de todo el mun-do que han venido para estar en los llamados foros alternos a la reunin de la ONU, ha sido de lo ms deslucida.

  • 10 estosdas06/12/10

    Directorio

    Director generalJos Hugo Trejo

    Subdirector generalSalvador Montenegro

    Jefe de informacinHctor Sosa

    EdicinUlises Arroyo

    Asistente de edicin Emmanuel Martnez

    Coordinador CancnJavier Ugalde

    Produccin Agustn Snchez

    CirculacinMirian Peraza

    WebmasterMauricio Moncivaez

    PublicidadJeanine Palacio Sosa

    stosdasEl semanario de Quintana Roo

    Av. Maxuxac, No. 471, entre Nizuc y Sacxn, Manzana 377, Lote 06,

    Fraccionamiento Proterritorio,Chetumal, Quintana Roo, Mxico.

    C.P. 77086(983) 118-4114, 118-4115

    Cancn: (998) 887-5413Nextel id: 52*1008250*3

    Cel: 9981342121 / 9981000456

    www.estosdias.com.mxE-mail: [email protected]

    Estosdas es una publicacin semanal con Reserva para uso exclusivo otorgada por la Direccin de Reservas del Instituto Nacional del Derecho Autor en favor de Grupo Editorial Estosdas, S.A. C.V. bajo el Nmero 04-2010-041313580100-102. Certificado de licitud y contenido en trmite.

    riores. El presupuesto fue tan amplio que es similar al que se ha ejercido para instalar muestras permanentes como La neta del planeta, del Papalo-te, Museo del Nio, y la de Mxico en tus sentidos, de Willy Sousa.

    Desinters general

    La villa fue instalada para funcionar como un espacio de encuentro en me-dio de la cumbre climtica. Servira para promover los conceptos, los proyectos y la convivencia alrededor del tema am-biental, con exposiciones, conferencias, dilogos de la sociedad civil, exhibicio-nes, actos culturales y artsticos.

    Dolores Rojas, directora de pro-yectos de la fundacin Oxfam Mxico, que trabaja por impulsar el desarrollo sustentable y el derecho a vivir sin po-breza, asegur el 10 de noviembre pa-sado que la Villa de Cambio Climtico cost 35 millones de pesos.

    Los recursos empleados, sin em-bargo, parecen estar destinados a la basura. Durante la primera semana de actividades de la cumbre, los grupos ambientalistas no mostraron inters alguno en la dichosa villa, pues la con-sideran un sitio oficial. La presencia de foros, conferencias, dilogos y dems actividades ligadas al desarrollo de las acciones de los grupos de la sociedad civil de todo el mundo que han venido para estar en los llamados foros alter-nos a la reunin de la ONU, ha sido de lo ms deslucida.

    La villa es una verbena, una kerms, a la que hacen referencia los

    mismos ambientalistas decepcionados y enojados, que quiz habran querido gozar de un espacio en el que ellos tu-vieran la capacidad de dirigir su desti-no, tal y como se plante en su origen.

    El sitio estar abierto de manera gratuita al pblico, y por ello las pro-yecciones alegres de la SRE antes de la apertura decan que a diario recibi-ra a 12 mil personas, entre el 27 de noviembre y el 12 de diciembre.

    Pero al menos en los primeros das la afluencia de visitantes ha sido un fra-caso, a pesar de que la parte artstica de la villa ha sido engordada con la pre-sencia de grupos musicales y cantantes muy comerciales y ajenos por comple-to al asunto, como Reyli, Kalimba, Mi-jares, Fanny Lu y Armando Manzanero, o los grupos Plastilina Mosh, Panda, Opera Prima Rock, El Tri y la Sonora Dinamita, entre muchos otros.

    An faltan los que se espera sean los das cumbre de la cumbre, con la presencia de ms grupos altermundis-tas, algunos de ellos radicales, y quie-nes se prev se instalen en las dos reas que las mismas autoridades han establecido para ellos: en la Super-manzana 21, en el centro de Cancn, y a un costado de la zona arqueolgica de El Meco, rumbo a Punta Sam.

    Ambientalistas locales todava tienen la esperanza de que la villa funcione para lo que fue creada, lo cual podra ocurrir a pesar de que las medidas de seguridad en ella son ex-tremas, similares a las que hay en las dems instalaciones oficiales de la re-unin, como el Cancnmesse y el hotel Moon Palace. de

  • 11estosdas06/12/10

    El discurso del paraso

    SignosSalvador Montenegro

    La verdad es que da coraje. Uno los oye y los oye y no atina a concebir tamaa desver-genza. Ellos ofrecieron el oro y el moro de la democracia, el borrn y cuenta nueva de la historia, el cobro de las cuentas pendientes de la per-versin revolucionaria, la nueva moral pblica, el go-bierno de las instituciones, el fin de la demagogia, y la alborada de la diversidad constructiva, el bienestar y la justicia verdadera; los poderes reales, los monopo-lios pues, los corporativos clientelares dependientes y beneficiarios de la corrupcin prista, seran borrados del mapa de los privilegios del poder y de la memoria envilecida del pueblo mexicano. Hoy dicen que a diez aos de haber conquistado el nuevo mundo y reali-zar el milagro de la alternancia presidencial, slo los ciegos y los necios no quieren ver la consumacin del milagro porque hoy se vive mejor que nunca en este reino donde gracias a ellos impera la ley, la estabili-dad, la probidad, y la confianza de los ciudadanos en la fuerza moral de sus legtimas representaciones sobe-ranas; es decir, sus promesas de campaa y el ideario de su partido se han cumplido con creces, y lo que no han podido despachar con la celeridad que algunos sectores y ellos mismos hubiesen querido, se debe a los viejos vicios heredados de una cultura remota en-durecida en la fragua de la corrupcin, de la que ellos han podido salvarse, gracias a Dios y a sus tradiciones decentes, para emancipar a Mxico de sus cadenas de amargura y encarrilarlo, como han hecho, dicen, por el actual camino del progreso.

    Mire que sueltan cada cosa como si no hubiera in-fierno; son ms deslenguados que los dinosaurios me-nos serios de los tiempos clsicos, y por supuesto me-nos ocurrentes y muchsimo ms grotescos y banales.

    La cosa no es que se les haya venido el mundo encima de la ingobernabilidad y la violencia, y que casi se les desintegre el pas por incompetentes y corruptos, sino que luego de diez aos en el poder sigan insistiendo en el mismo discurso verraco de que la culpa de todo sigue siendo del maldecido pa-sado revolucionario, y de que la sangre se ha des-parramado y corre por todas partes porque ellos s

    se atrevieron a hacerles frente y a abrir fuego con-tra los narcos sacando al Ejrcito de los cuarteles y echndolo a agarrarse a tiros en las calles; y de que sigan insistiendo en eso sin pudor alguno luego que los hackers de WikiLeaks le han hecho saber al mun-do lo que los americanos piensan de ellos cuando les imploran que metan ms las manos en la guerra con-tra las mafias porque el presidente Caldern mues-tra cada vez ms signos de impotencia y de derrota y el general Galvn apela a decretar el Estado de excepcin en los territorios tomados por el hampa, y cuando el embajador Pascual revela lo que medio mundo sabe: que las agencias de inteligencia ameri-canas son las que ubican a los capos, y que como en el caso de Arturo Beltrn Leyva el Ejrcito no movi un dedo cuando le dijeron donde se encontraba y debieron entonces movilizar a los marinos para que fueran por l y lo atraparan vivo, como queran en Washington para que les diera el santo y sea de sus relaciones con los personajes ms poderosos del poder en Mxico, y no que lo mataran, como hizo la tropa que lo silenci sin ms, dejando la duda en el gobierno americano de si hubo en realidad la urgen-cia de matarlo porque se resisti al arresto o porque habra de mostrar con lujo de detalles la larga lista de nombres importantes registrados en sus nmi-nas, y el de los mrtires del gobierno panista cados bajo sus balas porque traicionaron los acuerdos de la venta de proteccin a cambio de sumas millonarias pagadas en dlares y por anticipado.

    Y aparte de que le siguen echando la culpa a los que se fueron, a los que ellos reemplazaron, y a los que por culpa de su incompetencia y de su fracaso estn por re-gresar, encabrona mucho ms la cobarda con que se acogen al monopolio meditico por excelencia, el de la televisin privada, el de Televisa en particular, que ha envilecido por siempre la informacin y la conciencia pblica del pas, y se ha vuelto escandalosamente po-

  • 12 estosdas06/12/10

    deroso merced a sus vnculos de corrupcin con el Es-tado, sirvindolo y sometindose a sus jerarcas un da, y amedrentndolo y poniendo a sus burcratas de rodi-llas otro, como ahora, para que ese monopolio sagrado de quienes un da se declararon soldados del PRI, los defienda de lo que la periodista Anabel Hernndez pu-blica en un libro sobre sus nexos, los de los panistas en el poder presidencial, con un sector del hampa, y de lo que la revista Proceso refiere en el mismo sentido: que el rgimen de la alternancia democrtica est em-bijado hasta las orejas con los intereses de los capos ms ricos del pas -algo que por lo dems no tiene nada de extraordinario, porque han sido las agencias de inteligencia de Estados Unidos, como lo ha insinua-do el embajador Pascual, las que han desenmascarado a todos los altos jefes y funcionarios antidrogas que han sido procesados por su sociedad con el narco, y no slo los testigos protegidos de la PGR, a partir de cu-yas dudosas declaraciones los periodistas de Televisa y medios afines descalifican las acusaciones de Anabel Hernndez y del periodista Ricardo Ravelo, de Proceso.

    Qu tiene de particular que el Grande, Sergio Vi-llarreal Barragn, el empleado de los Beltrn Leyva, diga en sus confesiones ministeriales que l iba a encargarse de matar a Luis Crdenas Palomino, coordinador de Se-guridad Regional de la Polica Federal, y a Armando Es-pinoza de Benito, jefe de la Divisin de Investigacin de dicho organismo, del mismo modo que dice que mand matar, por rdenes de Arturo Beltrn, a Edgar Milln Gmez, comisionado de la Polica Federal Preventiva, todos ellos amigos y colaboradores del primer crculo de Genaro Garca Luna, el poderoso secretario de Seguri-dad Pblica y el hombre ms confiable del presidente de la Repblica dentro del sistema de seguridad nacional, y que la orden de matarlos era porque haban traicionado al jefe de la banda o porque colaboraban con el peor de sus enemigos, el Chapo Guzmn?; qu de raro tiene que los periodistas hayan sustentado los enredos de los regmenes panistas con las mafias entre otras cosas en las declaraciones del Grande y en las filtraciones de una fuente militar secreta, y que refieran que el empleado de confianza de los Beltrn, y el general X del que Anabel Hernndez da pelos y seales-, hicieron saber, el primero, que la gente de Garca Luna tena negocios con el hampa, y que el presidente Caldern y l, el Grande, se haban conocido en un convite del senador panista Guillermo Anaya Llamas, y, el segundo, que el ahora fa-llecido exsecretario de Gobernacin y amigo ntimo del presidente, Juan Camilo Mourio, lo haba mandado a negociar con el Chapo Guzmn y que ste le haba con-fiado, en el contexto de tales negociaciones, que Juan Camilo haba tenido tratos con los Beltrn, y que altos funcionarios del gobierno de Fox, como el procurador Rafaerl Macedo de la Concha, del mismo modo que el exgobernador quintanarroense Joaqun Hendricks, lo haban ayudado a escapar de la crcel?; qu de raro tiene todo eso, si la propia agencia estadounidense an-tidrogas y el FBI, mediante las versiones de testigos protegidos, han identificado y han hecho encarcelar a toda una legin de importantsimos funcionarios de la principal oficina contra la delincuencia organizada del gobierno mexicano, la SIEDO, y a otros tantos jefes

    policiacos que estaban bajo las rdenes directas del hoy secretario federal de Seguridad Pblica, Genaro Garca Luna?

    Pues los ms connotados periodistas de la televisin privada, con toda la calidad mo-ral que los identifica como profesionales de la informacin, independientes y al servicio de Televisa, han desenterrado sus hachas de guerra para embestir contra el periodismo barato, anacrnico, sensacionalista y malsano de Proceso y de Anabel Her-nndez, y en el colmo de la objetividad han denunciado que se tiene que tener muy poca madre para acusar al presidente Caldern y a todos los funcionarios panis-tas identificados de corruptos por las fuentes de sus colegas y adversarios, porque los testigos protegidos no son informantes de fiar y todo lo que digan en su descargo debiera ser primero investigado y corrobora-do antes de darlo a conocer a la opinin pblica, justo as como hacen ellos, los periodistas de Milenio y Te-levisa, que no se atienen a las versiones oficiales, sino, acaso y de manera excepcional, cuando por ejemplo, dicen, los narcos secuestran a sus trabajadores, y la Polica Federal los libera de inmediato y el presidente y Garca Luna les cuentan de manera pormenorizada cmo ocurri el rescate para que ellos, a su vez, lo divulguen tal cual, como lo hicieron entonces, porque las autoridades tambin son capaces de cumplir con su deber y hay que aplaudirlas cuando lo merecen, como piensa asimismo y de manera coincidente el presidente Caldern que deben hacer los medios en el curso de su guerra contra el narco: difundir los xitos del gobierno y no slo las crticas, por lo regular injustas, de la pren-sa amarillista y tendenciosa.

    Claro que cualquiera con una lucecita mnima de conciencia crtica sabe qu clase de pernicioso con-tubernio esconden tales coincidencias; sobre todo hoy da, cuando los monopolios son ms todopodero-sos que jams, y cuando el de Televisa lo es ms que ningn otro y hace lo que quiere con los pusilnimes panistas, los mismos que hace diez aos prometieron que iban a acabar con los engendros de la revolucin institucionalizada, que hoy gobiernan para ellos y que estn a su servicio, cual los reinos impunes de la te-levisin y todas las mafias sindicales, empezando por la ms lesiva y consolidada de todas, la magisterial, la banda de la Maestra.

    Lo que encabrona no es que los grandes poderes de facto, que antes estaban al servicio del absolutismo pris-ta, hoy estn encima de la blandenguera panista, sino que sin la menor gracia demagoga y la mayor y ms ram-plona cursilera palabrera se atrevan a decir que aquellos mexicanos que no advierten las bonanzas del cambio de-mocrtico son los individuos ms pendejos y ms miopes que han sido paridos sobre la faz de la Tierra.

    [email protected]

    de

  • 13estosdas06/12/10

    Nicols Durn de la Sierra

    La loca semana

    xxxxx

    La inesperada incLusin de La senadora verde Ludi-vina Menchaca Castellanos en la lista oficial de oradores en la jornada inaugural de la COP 16 en Cancn, tuvo indudable doble virtud: primero inco-

    mod a los titulares de Relaciones Exteriores y del Medio Ambiente, lo que es loable por salud poltica, y luego puso en la mesa del debate pblico un tema candente: la deuda ambiental mexicana.

    No se trata de un tema balad, no, sino de uno crucial tanto para nosotros como pas y para el mundo. Mxico se ubica dentro de la lista de las quince naciones que mayor contaminacin generan en el orbe. Tan slo en lo que toca a los gases de efecto invernadero contribuimos con el 1.5 por ciento, mientras que en lo que respecta a la deforestacin del planeta con el 14 por ciento acumulado. Terribles cifras.

    Claro est que comparada con las deudas ambien-tales de China, Rusia, los Estados Unidos o la Unin Eu-ropea a la conservacin biolgica medio planetaria, la de nuestro pas no es tan alta, pero pese a ello es sustantiva y habr de serlo en el futuro cercano, pues hasta hoy los gobiernos del nivel que se quiera no ha hecho esfuerzos serios para por lo menos abatir emisiones contaminantes o disminuir la deforestacin.

    Como vietas del prrafo anterior se pueden utilizar los casos del aval dado por la Semarnat para la edificacin de ms de 280 villas de lujo en la exhausta isla Cancn, la dilatada omisin del gobierno estatal para enfrentar el problema de la basura en el norte de Quintana Roo, o la quema deliberada de zonas verdes que han tolerado los municipios para dar espacio a nuevos conjuntos habitacio-nales. Ni a cul irle.

    En el seno de este trascendente foro internacional, en-tre los puntos torales se ventilan, como se dijo, el

    cmo, cunto y cundo las grandes naciones ha-brn de comenzar a pagar su deuda ambiental con el mundo, es decir, cmo habr de manejar-se en el futuro cercano el llamado dinero verde, un dinero que, por ejemplo, los Estados Unidos quieren manejar con criterio bancario, con rdi-tos polticos y todo.

    La deuda ambiental de nuestro pas, a la que se refiriera la legisladora, tiene dos vertien-tes. Una, la de nuestro propio pas hacia el exte-

    rior, y la otra, la ms directa, que es la que tie-nen diversas empresas nacionales o extranjeras asentadas en nuestro territorio, con el medio ambiente de Mxico. La sola mencin de esta deuda empresarial fue la que molest a los re-

    presentantes del gobierno federal.Para amenizar, una escena por dems im-

    posible: Rafael Elvira Quezada, titular del Medio Am-biente, monta el verde jamelgo de la furia ecolgica y encara a Lorenzo Zambrano, dueo de la trasnacional mexicana Cemex, y le espeta con voz profunda: es hora de que pagues, renacuajo malandrn, por el grave dao ambiental que ha generado tu empresa; pagars por tu sucio polvo que

    - Ta Bueno -le responde- pero dile a tu patrn que me devuelva los millones que puse para su campaa poltica

    - Ya se jodi el ambiente, se no devuelve ni el saludo.La senadora puso sobre la mesa del debate ambiental

    un tema que, ni por asomo, hubieran querido los prohom-bres del gobierno federal que se tocara, pues lastima su integridad moral (es broma: su bienestar patrimonial). Desde el inicio de la debacle mexicana con Carlos Salinas de Gortari, el alto empresariado goza aqu de mayor im-punidad que cualquier exalcalde de Cancn, y eso que son muy, pero muy, ladrones.

    A cunto ascendera, por ejemplo, la deuda ambiental de los consorcios hoteleros espaoles que edificaron ho-teles bomba en la riviera maya, tras arrasar con amplias zonas de manglar? A cunto asciende la deuda de Miguel Quintana Pali y sus asociados de cuello blanco por ha-ber dinamitado cuevas y ros subterrneos para tender el disque parque ecolgico de Xcaret?... Slo por hablar de Quintana Roo.

    La insercin de la legisladora en el rol de oradores de ese da fue sorpresiva para la Secretara de Relaciones Ex-teriores, pues fue forzada por el Senado de la Repblica, que hizo valer su peso en una reunin que aunque interna-cional, se celebra en Mxico. La postura de Manlio Fabio Beltrones, el lder del Senado, dista mucho de la asumida por Patricia Espinoza, la que por momentos parece ede-cn estresada.

    El tema de nuestra deuda ambiental interna ya est al fin en la mesa de anlisis y eso es saludable.

    Loable labor la que realiza Sergio Crdenas al fren-te del Patronato de la Cruz Roja de Felipe Carrillo Puerto, donde este instituto tiene ya una cara harto diferente a la tuviera hace poco ms de un ao. El trabajo de este tam-bin locutor y periodista ha salvado muchas vidas, segn comentan los lugareos. Pronto dispondrn de su propia farmacia para ayudarse con los ineludibles gastos.

    Este prximo 15 de diciembre, en la cabecera municipal, tendr lugar una jornada especial para recaudar ms fondos para la Cruz Roja. Es tiempo de la fraternidad tangible. de

  • 14 estosdas06/12/10

    EnsoacionEs En cancnJos Enrique Velasco

    Hace un ao Los deLegados de 193 pases asis-tieron a Copenhague con la esperanza de firmar un tratado que limitara las emisiones de gases de efecto invernadero y el compro-

    miso de cada pas a seguir celosamente los objetivos.Lo que surgi de ah fue una pomposa de-

    claracin de intenciones de manera interina, llena de contribuciones que no obligan a nadie a ningn compromiso. Puras ensoaciones y deseos que aho-ra les dicen polticamente correctos.

    Ac en Cancn, las diferencias entre pases ri-cos y pobres o entre China y Estados Unidos que son los mayores emisores de contaminantes, siguen sin resolverse. Esto significa que no habr ningn acuerdo vinculante, es decir, ninguna firma que obli-gue a nadie a resolver nada.

    Si cada delegacin se comprometiera con los convenios previamente establecidos en las otras COP habra alguna posibilidad de xito. Los compro-misos son muy claros: establecer un reporte perma-nente de las emisiones de gases de efecto inverna-dero y la disminucin de los mismos a travs de la reparticin de cargas de trabajo proporcional, segn responsabilidades de cada pas.

    En el transcurso de la COP 15 la Sra. Clinton, Secretaria de Estado norteamericana, se compro-meti a que las naciones industrializadas faciliten a los pases ms pobres 30 mil millones de dlares en ayudas, entre 2010 y 2012 y 100 millones anuales a partir del 2020.

    Esta justa retribucin se otorga para generar fuentes de energa no contaminantes, para la pre-servacin de los bosques, la adaptacin a la sequa, las consecuencias del calentamiento y la elevacin de los niveles del mar.

    A cambio, pases en desarrollo como la India, China y otros se comprometieron a publicar peridi-camente un sistema transparente de emisiones para que el mundo pueda ver si todos los gobiernos estn cumpliendo con los objetivos a los que voluntaria-mente se obligaron.

    Pero las ayudas de ricos a pobres y la trans-parencia de los objetivos siguen durmiendo en la

    hamaca de las esperanzas y Cancn debe servir para bajarlas de su lecho y hacerlas realidad . Aunque esta medida disguste a los dueos de las chimeneas globales.

    Por supuesto y no podra ser de otra mane-ra. Hasta estos das aquellas promesas siguen sin cumplirse, los pobres siguen con la mano extendida y los ricos, incluida la Hilary y su potente nacin, permanecen vindolos con indiferencia y tirndoles algunas moneditas.

    China ya anda queriendo entrar, de nuevo, en un proceso de transparencia de acuerdos y de anlisis y consulta internacional. Por su parte, el delegado norteamericano Todd Stern, quiere algo ms especfico, similar a la presentacin de reportes detallados que requieren los acuerdos internaciona-les. Veremos si lo consigue.

    Por lo pronto, el Sr. Stern va a tener que ex-plicar la idea de su presidente Obama de reducir en 10 aos las emisiones a un 17% y llegar a los niveles de 2005. No se la va a pasar bien ya que al Congreso de su pas no le interesa aprobar ninguna legislacin que se comprometa al cambio climtico.

    Algo se ha logrado con respecto a la deforesta-cin, algn tmido compromiso se les ha arrancado a los dueos del dinero pero no es suficiente, nun-ca ser suficiente desde que sigan contaminando a esta pequea aldea y extirpando sus recursos.

    Las delegaciones estn trabajando arduamen-te para llegar a consensos y lograr las firmas que organicen al mundo de diferente manera. Es de-seable que presionen a los que no han cumplido sus promesas, que los saquen de esa confortable inaccin, que los tiren de sus poltronas y se dejen de firmas y documentos que se van a archivar todo el ao hasta la prxima COP.

    El sentimiento general en las delegaciones que estn trabajando es que el cambio climtico en las mismas Naciones Unidas est encarcelado o cuando menos en libertad condicional.

    Y as de COP en COP.

    [email protected]

    de

  • 15estosdas06/12/10

    La cosa pblica

    Por Jos Hugo Trejo

    desde su creacin, en eL trie-nio de Hernn Pastrana Pas-trana en la presidencia mu-nicipal de Othn P. Blanco, el

    zoolgico Payo Obispo de Chetumal, ha pasado por periodos de esplendor y de decadencia extrema, de acuerdo al inters que por el mismo han puesto las autoridades municipales en turno.

    Por el zoolgico han pasado ad-ministradores que se han preocupa-do por el bienestar de los animales huspedes del mismo y por el correcto mantenimiento de sus instalaciones y otros que merecieran permanecer en-jaulados en el lugar, por la conducta depredadora con la que administraron el lugar, que los llev incluso al grado de disponer de algunos animales cauti-vos para la organizacin de comilonas, sin dejar de lado el hurto de los po-cos recursos destinados al lugar para su beneficio personal, no obstante que las especies en cautiverio perecieran de hambre o de enfermedades fciles de prevenir y tratar, si hubiera existido voluntad alguna para atenderlas.

    De ah pues que el zoolgico de nuestra capital, l nico pblico en el estado de Quintana Roo, ha pasado por rachas buenas y malas de acuerdo con la administracin municipal que le ha correspondido.

    En los ltimos aos el zoolgico Payo Obispo ha sido foco de inters de las administraciones municipales que le han canalizados recursos para su remodelacin y modernizacin, a efecto de convertirlo en el principal centro de inters de las familias che-tumaleas y de las que habitan las comunidades de los alrededores de nuestra capital.

    Principalmente durante las admi-nistraciones municipales de Eduardo Espinoza Abuxapqui y de Andrs Ruiz Morcillo es que se ha visto ese inters en trasformar el zoolgico Payo Obis-po en un espacio digno para el espar-cimiento familiar de los chetumaleos

    y para hacer del mismo un centro de atraccin para los turistas que visitan el sur de Quintana Roo.

    Con Ruiz Morcillo, el actual pre-sidente municipal de Othn P. Blanco, se ha transformado al zoolgico de manera radical, al grado de que hasta su denominacin original se pretende cambiar por la de Biouniverzoo, para hacerla ms acorde con las nuevas ins-talaciones que harn posible que exista en el espacio remodelado una relacin interactiva de los visitantes, no slo con las especies animales y vegetales que estn contenidas ah, sino con el mundo natural del que somos parte.

    Biouniverso es una nueva pro-puesta para tomar conciencia de la importancia que tiene nuestro entorno natural y para saber apreciar el valor que tienen todas las especies animales y vegetales con las que debemos de convivir en armona. Es un espacio re-creativo y educativo para sus visitan-tes. Y como tal es un gran valor agre-gado con el que cuenta nuestra ciudad desde el pasado 27 de noviembre en que fue inaugurado.

    Sin embargo, porque siempre hay un pero, todo el esfuerzo que se ha hecho para gestionar los recursos que hicieron posible la transformacin del zoolgico municipal Payo Obispo, co-rre el riesgo de perderse en el corto plazo, si no se da una transformacin legal que garantice que Biouniverzoo sea administrado de manera profesio-nal en el futuro, a efecto de que no le ocurra lo mismo que le ha venido su-cediendo hasta antes de su conversin al espacio digno que actualmente es.

    De ah pues que las autoridades municipales en funciones, deben bus-car un mecanismo que evite que la administracin de Biouniverzoo quede sujeta a los cambios polticos que ocu-rran en el municipio Othn P. Blanco, para evitar que sta caiga en impro-visaciones que lo lleven a la decaden-cia y el abandono como ocurri con el

    zoolgico Payo Obispo.Hay quienes se escandalizan sin

    razn por las filtraciones que se han hecho sobre una posible privatizacin de Biouniverzoo; sin embargo cabra preguntarse Qu puede ser ms no-civo para un parque tan especializado como lo es este espacio, el que se siga manejando de manera poltica, lo que llevara a imponerle administraciones de improvisados, o el que este pue-da ser administrado por una empresa especializada en el rubro, an cuando esta sea privada?

    En mi entender y basndome en la experiencia histrica del zoolgi-co Payo Obispo, Biouniverzoo tiene ms garantizado un futuro exitoso en manos de una empresa privada con probado profesionalismo sobre el manejo de parques naturales te-mticos, que dejarla en manos de la administracin municipal que a la larga lo vera como una carga finan-ciera ms y acabara por enterrar su inters en mantenerlo.

    Y ms que satanizar una privatiza-cin de un bien pblico, como el zoo-lgico Payo Obispo convertido hoy en Biouniverzoo, habra que cuidar las condiciones en que sta se realizara, en la que se deben dejar muy bien sen-tadas las bases para que las familias de bajos recursos de la zona sur de Quin-tana Roo y de todo el estado no queden excluidas del acceso al parque natural, pero que el mismo pueda captar tam-bin los recursos necesarios para su operacin y para su promocin tanto dentro como fuera del pas.

    En esa discusin es en la que de-bieran de involucrarse las autoridades municipales y estatales a efecto de ga-rantizar que un espacio como Biouni-verzoo se mantenga como una atrac-cin permanente de la capital quin-tanarroense y no sea, como muchas veces ha ocurrido, una llamarada de petate o un elefante blanco ms que ofenda a los quintanarroenses.

    La transformacin deL zooLgico Payo obisPo en biouniverzoo y La PoLmica

    sobre su PosibLe Privatizacin

    de

  • 16 estosdas06/12/10

    De tramas mafiosas, el mal sabor de boca

    Lilia Arellano

    P rfilese

    no Hay nada que un buen pLa-to de pancita, caldosa, bien cocinada, con su organo, cebolla y cilantro, sin que le

    falte una buena dosis de chile haba-nero, no pueda solucionar. Darse un almuerzo as es comenzar muy bien el da, aunque sea eso: comenzar. Por-que al transcurso de las horas el sem-blante va cambiando y hasta el est-mago empieza a gruir y no precisa-mente por el chile consumido, o por el colesterol que contienen las vsceras, sino por los descubrimientos.

    Empiezan a surgir las informacio-nes, algunas provenientes de lo que llamamos fuentes confiables, otras estn impresas, algunas ms tienen como eje a los traidores, pero de una en una van desnudando a los prota-gonistas. Es como el escenario de un teatro en donde el pblico slo ve escenografas que en su mayora se montan para agradar la vista y con ello se siguen las tramas y se apresta uno a la diversin, a la contemplacin, en ocasiones es asomarse a las grandes

    obras de otros tiempos, a la cultura.Y en esas est usted, como estaba

    cuando se saboreaba su pancita, cuan-do se les viene abajo la escenografa y vemos los cables, las cuerdas, las es-caleras, los tablones, los pisos, el ce-mento y todo empieza a transformar-se, y para mayor sorpresa las luces se dirigen hacia el lugar y detrs todava hay ms escenarios que nada tienen que ver con el primero, son lgubres, oscuros, impenetrables, terrorficos. Y lo desagradable no termina ah.

    Empieza a caerse el vestuario y vemos cuerpos descompuestos, muje-res con celulitis, con los senos colgan-do, sin caderas ni asentaderas, con las pelucas y las extensiones fuera de su lugar y eran las mismas que minutos antes lucan bellsimas; los hombres no se quedan atrs en el espectcu-lo que ahora ofrecen y se revelan con estmagos desbordantes, con las pier-nas lampias y flacas, con las espaldas minsculas. Ante todo ello no queda ms que salir huyendo o enfurecidos solicitar la devolucin de las entradas y

    hasta con intereses si se desea salvar una demanda por lo que tales escenas pudieron causar en el cuerpo humano y que podran llegar al infarto.

    Ms o menos de la misma mane-ra van transcurriendo esas horas del da en las que la informacin poltica y, mejor dicho, sobre los polticos, va desnudando realidades. En esa activi-dad se dice que no hay casualidades, que todo es un entramado y as se van descubriendo las mafias en el poder. En Quintana Roo, por lo pronto, hay tres que ya estn muy visibles con todo y sus complicidades de distintos niveles. Surge entonces toda una cadena que tiene un punto que es el primero que aparece y da inicio al escndalo.

    As se llega a Carlos Trigos Perdo-mo y con l se sigue en forma directa con esta lnea de la familia Joaqun, con Carlos Joaqun, quien no slo pertenece a esta dinasta que ha visto disminuido notablemente en los ltimos tiempos su influencia hasta en la propia isla, donde inici su fortuna econmica, y que ampli los tentculos a Benito Ju-

  • 17estosdas06/12/10 17

    rez, tanto con su extesorero como con Gregorio Snchez Martnez, quien a su vez recibi otros apoyos provenien-tes de los pristas encabezados por el exgobernador Joaqun Hendricks Daz.

    Esas dos, que podran conside-rarse mafias polticas, fueron uniendo a sus propios sicarios, a quienes ubi-caron en el gobierno estatal, y as se llega a un Javier Daz Carvajal, por ejemplo, y a otros que van trabajando en el despojo a la entidad en diver-sos renglones. Pero ah no se detiene esta situacin porque vienen los lazos protectores surgidos en el centro y, de acuerdo a las publicaciones en revis-tas y diarios nacionales, encuentra el grupo hendricksista apoyo nada ms y nada menos que en el exprocurador general de la Repblica, Rafael Macedo de la Concha, y en Jorge Tello Pen, esta ltima una pieza que liga a don Joaqun con Mario Villanueva Madrid.

    Y es esta liga lo que hace dudar si en realidad a Villanueva no le qued otra que Hendricks para nominar can-didato o la candidatura surgi de un

    acuerdo entre stas, que siendo ya tres mafias distintas encuentran sus puntos de unin en actividades que no estn del todo claras y que los ligan con otro tipo de mafiosos. Pero tam-bin est en este entramado el des-aparecido Diego Fernndez de Ceva-llos y las ya muy conocidas relaciones con el Seor de los Cielos y con el pro-pio Chapo Guzmn.

    Pero an hay ms, porque este ltimo sujeto revel al general X, segn la revista Proceso, que su sa-lida de Almoloya fue el inicio de toda la estratgica operacin que le permi-ti fugarse del penal de alta seguridad de Puente Grande, y en ella y en la proteccin para mantenerse escon-dido participaron los exfuncionarios mencionados y el propio exgoberna-dor. Por esos tiempos, en Valladolid, Yucatn, se hablaba de su presencia en esas tierras, de las actividades que realizaba una de sus tantas familias, de la simpata que incluso despertaba en los lugareos y cuntos de los que han estado avecindados en Cancn

    o dentro del municipio Benito Jurez adquirieron propiedades y se hicieron casi dueos de ese municipio? Y los llamados lderes polticos que incluso estuvieron en las direcciones y secre-taras de Seguridad Pblica?

    No, si ya est requete difcil sa-ber quines son los buenos y quines son los malos. Est en chino identificar quines le pudieron hacer algn bien al estado en todos esos aos y quines formaron con alguna que otra obra o con escndalos personales cortinas de humo para otro tipo de operaciones. Lo cierto es que las mafias, de uno o de otro lado, mafias son y los enrique-cimientos de una o de otra forma exis-ten, y las violaciones a la ley se come-ten de un lado y del otro, y encontrar la lnea que divide a la autoridad de la delincuencia es tan difcil como hallar una aguja en un pajar.

    Por favor, no le ponga ni cebolla, ni chile, yo creo que mejor ni cochini-ta. Mejor srvame slo una tortilla con sal, lleg la hora de comer y ya me cambi el humor; a usted no? de

  • 18 estosdas06/12/10

    PRI

    Javier Ugalde

    a cinco meses de su derrota en Benito Jurez, los pristas no han hecho siquiera una re-flexin sobre lo ocurrido el

    pasado 4 de julio. Y a pesar de que el organismo poltico no ha emitido convocatoria alguna, varios militantes ya han saltado al ruedo para reclamar la dirigencia municipal. El ejercicio es ms una lucha de grupos que una efectiva renovacin del tricolor con mi-ras a recuperar el municipio donde ha

    sufrido ms reveses en Quintana Roo.El lder municipal del partido,

    Martn Lora Novelo, y la secretaria del Comit Directivo local, Concepcin Fajardo, hasta el momento no han brindado un informe de lo ocurrido en la pasada eleccin ni tampoco han sido cuestionados sobre su labor en los comicios, que se distinguieron por la existencia de un claro voto cruza-do, pues en el municipio gan el can-didato prista a gobernador, Roberto Borge Angulo, pero perdi la aspiran-te a presidente municipal, Guadalupe

    Novelo Espadas.Los militantes son tan disciplina-

    dos que sin chistar se han sometido a la imposicin de candidatos. La postu-lacin de Carlos Joaqun Gonzlez para diputado federal por el distrito corres-pondiente a Cancn, cuando era de sobra sabido que no tena arraigo en la ciudad turstica, es uno de los casos ms recientes y representativos. Car-los Joaqun gan la curul, pero la de-rrota de su candidata a la presidencia municipal de Benito Jurez, Guadalupe Novelo, muestra que no hay un lide-

    Muchos pristas responsabilizan a Viveros del segundo descalabro consecutivo sufrido por el tricolor en el municipio, pues hizo del PRI un partido medroso y acomplejado que ms que afirmarse como una oposicin combativa, poderosa, con perfil propio, prefiri congraciarse y convalidar la gestin del gobierno perredista, y suscribir las veleidades, la corrupcin y la absoluta incompetencia de Greg Snchez, el ahora exalcalde encarcelado por narco en una crcel federal de Nayarit.

  • 19estosdas06/12/10

    PRI

    LOS DESPOJOS DEL PRI DE BENITO JUREZ

    (Y EL FUTURO SE VE PEOR)

    razgo slido al momento de ser oposi-cin y que dentro del PRI las traiciones estn a la orden del da.

    Entre la disciplina y la conveniencia

    Como suelen ser las cosas en el tricolor, nadie se atreve a lanzar una crtica de manera directa ni a realizar una autocrtica abierta donde se hable de responsabilidades, sobre todo des-pus de la derrota.

    Los comentarios y anlisis son en

    lo oscurito, en el anonimato, y refle-jan el nimo de los grupos y sus in-tereses para buscar espacios polticos en el prximo gobierno estatal. Lo ha-cen con los ojos cerrados y sin clari-dad sobre el futuro real del partido en el municipio en el que se mantendrn como oposicin.

    Del voto cruzado se ha dicho que se dio por una mala operacin el da de la eleccin de parte de los responsa-bles de impulsar los sufragios a favor de todos los candidatos del partido. Algunos afirman que se menospreci a la aspirante a la presidencia municipal,

    y sobran las voces que aseguran que Guadalupe Novelo era la peor candida-ta posible y que su imposicin motiv el voto cruzado.

    Pero los pristas de Benito Jurez lo comentan en corto, pues la disci-plina se impone y los amarres tambin. Claro ejemplo es que ni la seleccin de candidatos ni el resultado de la elec-cin pasada generaron rupturas como las ocurridas en otros procesos electo-rales, cuando se registr la salida de conocidos pristas como Addy Joaqun Coldwell, en 2005, quien abandon las filas del PRI al no obtener la postula-

    El PRI de Benito Jurez est por sacudirse el liderazgo de facto que ha ejercido Vctor Viveros Salazar, actual regidor y candidato perdedor dos veces a la presidencia municipal, la ltima en 2008. Se le acusa de haber promovido un partido opositor tibio y de comparsa durante el gobierno de Gregorio Snchez Martnez, y de silencio cmplice con el de Jaime Hernndez Zaragoza. Se espera que la lucha interna por el control del organismo poltico en el municipio arrecie conforme se aproxime el cambio de gobierno, y se espera una batalla entre grupos recin conformados y apoyados por lderes cuestionados, contra sectores formales otrora poderosos para el tricolor por su voto corporativo.

  • 20 estosdas06/12/10

    PRI

    cin a la gubernatura y se fue al PAN; o la del actual diputado federal, Gustavo Ortega Joaqun de la misma familia cozumelea, que siembra intereses de poder en todos los partidos-, cuando se sum a la militancia blanquiazul ese mismo ao para contender por la pre-sidencia municipal en la isla de la que es originario. Incluso la expresidente municipal de Cancn, Magaly Achach, decidi mudarse de partido y se fue a Convergencia cuando no fue nominada candidata a diputada federal. Luego, claro, volvi al PRI, por que as es la democracia mexicana: un vil negocio de aventureros de la vida pblica.

    La disciplina y la inmovilidad, jun-to con el impasse generado por la lar-ga espera para el cambio de gobierno, han provocado grillas y politiqueras soterradas dentro del partido que han derivado en los destapes anticipados y en el acelere de los de siempre para ganar espacios, reflectores y simpa-tas del prximo gobernador. Sus fines son personales, desde luego, pero re-flejan el nimo de los grupos, ms que de los sectores formales.

    El autodestape del polmico Luis Ross quien tiene una militancia pris-ta muy sui gneris, si se le puede lla-mar militancia a eso, pues fue coordi-nador de campaa de Gregorio Sn-chez Martnez cuando se lanz por el PRD, Convergencia y PT a la presiden-cia municipal de Benito Jurez, y luego fue un efmero oficial mayor de la co-muna gregoriana-, trajo de inmediato una aclaracin de la dirigente estatal del PRI, Cora Amalia Castilla Madrid, quien debi parafrasear al expresiden-te Carlos Salinas de Gortari cuando aclar que Luis Donaldo Colosio era, sin vueltas, el candidato a la presiden-cia de la Repblica-, y dijo: No se ha-gan bolas, el presidente del partido en Benito Jurez es Martn Lora.

    Sin embargo, al madruguete de Luis Ross le siguieron en cascada va-rios ms, como el de Heidelberg li-ver Fabro y el del an regidor y dos veces candidato perdedor del PRI a la presidencia municipal, Vctor Viveros Salazar. Hasta el lder de la CTM en el estado, Isidro Santamara, recomend para el puesto a su secretaria de Ac-cin Femenil, Maricruz Alans.

    El avispero se agit cuando fue emitida la convocatoria para renovar los 426 seccionales del partido en el municipio. Los seccionales son la base

    Segn Ramiro de la Rosa otro prista distinguido por hacer poltica tambin en la oposicin, como los pristas de la familia Joaqun, la convocatoria para renovar los seccionales est hecha a la medida de la diputada Laura Fernndez, a la que l supone que se quiere promover para que se haga cargo del PRI al inicio del prximo ao.

    para el futuro cambio de la dirigencia del partido, que se espera se realice en febrero prximo.

    No obstante, a pesar de que por norma interna el plazo de Martn Lora en el puesto expira en dos meses, Cora Amalia sentenci que al lder prista en el municipio todava le restan dos aos de gestin, porque es necesario consi-derar que entr como interino de Gua-dalupe Novelo cuando sta se separ de la dirigencia en busca de la candi-datura a la presidencia municipal.

    Segn Ramiro de la Rosa otro prista distinguido por hacer poltica tambin en la oposicin, como los pristas de la familia Joaqun, la convocatoria para renovar los seccio-nales est hecha a la medida de la diputada Laura Fernndez, a la que l supone que se quiere promover para que se haga cargo del PRI al inicio del prximo ao.

    Segn el exlder de la desapare-cida Corriente Crtica del PRI y quien fue detenido con Mario Villanueva Ma-drid en mayo de 2001, en los seccio-nales hay inconformidad porque su-ponen que su renovacin pinta para que la legisladora local sea la prxima lder del partido en Benito Jurez. Esa posicin le dara a la legisladora una segunda oportunidad para postularse

    liver Fabro

  • 21estosdas06/12/10

    PRI

    al ayuntamiento, luego de haber sido eliminada en las pasadas elecciones como parte de los compromisos pac-tados con Carlos Joaqun para reti-rarlo de la contienda por la sucesin gubernamental.

    Partido sin perfil

    El PRI de Benito Jurez est en vas de salir de un liderazgo de fac-to que ha ejercido el regidor Vctor Viveros, quien promovi el desarrollo de un partido opositor tibio y hasta de comparsa del gobierno perredista de Snchez Martnez, primero, y de silen-cio y complicidad con Jaime Hernn-dez Zaragoza, despus.

    Muchos pristas responsabilizan a Viveros del segundo descalabro conse-cutivo sufrido por el tricolor en el mu-nicipio, pues hizo del PRI un partido medroso y acomplejado que ms que afirmarse como una oposicin comba-tiva, poderosa, con perfil propio, prefi-ri congraciarse y convalidar la gestin del gobierno perredista, y suscribir las veleidades, la corrupcin y la absolu-ta incompetencia de Greg Snchez, el ahora exalcalde encarcelado por narco en una crcel federal de Nayarit.

    Pero los pristas jams han cues-

    tionado las decisiones de su regidor y terminan aceptndolas en nombre del partido. Por eso lo que ahora ocurre en el PRI de Benito Jurez es resultado de una crisis de liderazgo del dirigen-te formal. Toda la responsabilidad y el poder se le ha delegado al candidato perdedor en la eleccin de 2008, Vc-tor Viveros Salazar.

    La actuacin contrasta con la manera en que se desempe el ac-tual procurador de Justicia del estado, Francisco Alor, quien durante el lbre-go trienio de Juan Ignacio Garca Zal-videa ejerci un prismo que marc la diferencia con el gobierno; sus postu-ras eran claras y frontales contra ese mamarracho de ayuntamiento.

    Dentro del partido entienden que si ste pretende recuperar el terreno perdido requiere de nueva cuente un liderazgo firme, como el que ejerci Alor durante el mandato del Chacho Garca Zalvidea.

    Sin embargo, ahora tambin vuel-ven a buscar espacios prominentes viejos pristas, a travs de organiza-ciones como la que desde hace varias semanas se conform bajo el liderazgo de la hija de la cuestionadsima exal-caldesa Magaly Achach, Candelaria Ayuso Achach, denominada Vanguar-dia por Cancn. Fuentes refieren que

    cuenta con el aval que otorga la pre-sencia de la plana mayor del partido: el mandatario estatal, Flix Gonzlez, y el gobernador electo, Roberto Borge Angulo, adems de la dirigente estatal prista, Cora Amalia Castilla.

    Hay militantes que ven con preocupacin que se busque ga-nar espacios por medio de orga-nizaciones de ese tipo, las cua-les, creen, podran de nuevo darle prioridad al pragmatismo electo-rero simple sobre los preceptos en los que se sustenta el partido y que suponen le da coherencia.

    Sin embargo la respuesta pblica de quienes rechazan es-tas nuevas formas de buscar es-pacios polticos suelen ser cuan-do mucho tibias, pues lo normal ha sido la sumisin y el acata-miento de lo que se disponga y decidan las cpulas, en afn de mantener la institucionalidad por encima de todo.

    Se espera que la lucha interna por el control del PRI en Benito Jurez arrecie conforme se aproxime el cam-bio de gobierno, y ante ello los grupos, en competencia con los sectores for-males, buscarn colocar sus fichas con el objeto de quedar mejor perfilados para el futuro.

    RossFajardo y Lora

    de

  • 22 estosdas06/12/10

    Santa sE adElant En los mErcados accionarios!

    Marisol Huerta

    para estas fecHas y Luego deL rendimiento de 17% que ha generado el mercado accionario mexicano en el ao, pare-ciera ya que el famoso christmas ra-

    lly, el rally navideo, que han presentado his-tricamente los mercados cada cierre de ao, ya se ha generado.

    Lo anterior, luego de que el mercado mexica-no lleva ya 12 semanas de alzas de forma conse-cutiva. Recordemos que la primera mitad del ao en la bolsa se estaba casi para llorar y salir corrien-do, se dudaba incluso de cerrar con un rendimien-to positivo de al menos 5.0%, por el efecto que produjo la crisis fiscal de Europa a principio de ao y que mantuvo deprimidos a los inversionistas, au-nado a la expectativa de la pobre recuperacin de Estados Unidos y los temores de que se generara una segunda crisis econmica.

    Las cosas comenzaron a cambiar en la me-dida en que los apoyos internacionales, princi-palmente entre las propias naciones europeas, se fueron generando. A la fecha la aparente resolucin de la amenaza de contagio en la cri-sis de deuda europea se ha frenado median-te la disponibilidad de recursos, evidente en la colocacin de deuda de Espaa, as como con el compromiso del Banco Central Europeo de mantener hasta el 1T11 y los mecanismos ex-traordinarios para proveer liquidez al sistema bancario, eventos pactados la semana anterior tras la reunin de su Consejo de Gobierno.

    Al mismo tiempo en Estados Unidos el go-bierno ya realiz las medidas de apoyo para le-vantar su alicada economa, mismas que inclu-yen apoyo monetario, por lo que en el balance de las bolsas lo que se observa a estas alturas son rendimientos positivos, como ya seala-mos, de 17% para la bolsa de Mxico y de 10% para los mercados de Estados Unidos.

    Hacia adelante, y ms bien para el cierre de ao, lo que se espera es una etapa de con-solidacin; es decir, que ya para diciembre los mercados sumen entre dos y tres puntos por-centuales ms a sus rendimientos.

    Para los analistas, el cierre de ao estar influenciado por las noticias externas, mismas que han sido y seguirn siendo la gua para los mercados. La mesa est puesta para que 2011 sea todava mejor, hablando en la generacin de utilidades de las empresas. El beneficio de los programas de austeridad y optimizacin operativa, que hasta ahora ha sido parte fun-damental del crecimiento de sus utilidades, se prepara con la eventual mejora en el poder de compra del consumidor y el consecuente creci-miento en inversin.

    Al respecto, el consenso de los analistas de los mercados coincide en que para 2011 es muy probable que las bolsas continen con su etapa de recuperacin, luego de estimar que el punto ms bajo con respecto a las cadas en los mercados ya ha pasado y que finalmente se han dado las condiciones para que de aqu en adelante comience la recuperacin econmi-ca. Los datos econmicos siguen consolidando seales positivas, por lo que los inversionistas comienzan a traspasar el efecto pnico en efec-to confianza.

    Mucho de lo positivo ya lo han tomado los inversionistas, por lo que a estas fechas pueden dormir tranquilos con respecto a 2010, y esperar con calma el 2011. En conclusin, Santa se adelant en los mercados y ahora no queda ms que esperar tranquilos el cierre de ao, sin muchas posiciones y con las bateras puestas para enero.

    [email protected]

    de

  • 23estosdas06/12/10

    Hctor Sosa

    El Gobernador de Quintana Roo, Flix Gonzlez Canto, realiz el pasado 1 de diciembre una visita de cortesa al barco Ar-

    tic Sunrise, de la organizacin Green-peace, que se encuentra anclado en el Muelle Fiscal San Miguel, como parte de la participacin de los activistas en la 16 Conferencia de las Partes de la Convencin Marco de las Naciones Uni-das sobre el Cambio Climtico (COP-16), que tiene lugar en Cancn.

    El capitn de la afamada embar-cacin, Peter Bouquet, recibi al man-datario quintanarroense y le explic la labor que realizan surcando los mares desde hace 15 aos en el buque que antes de pertenecer a Greenpeace era usado para la pesca de focas.

    Es muy agradable la visita del

    Gobernador, me parece un buen gesto de su parte que se interese por cono-cer el trabajo que efectuamos, co-ment Bouquet, tras destacar su ad-miracin por la belleza y limpieza de las playas de Quintana Roo.

    Por su parte, Gonzlez Canto sa-lud y felicit a la tripulacin del Artic Sunrise, por la promocin que hacen a nivel mundial a favor del medio am-biente, y les dio la bienvenida a Quin-tana Roo, desendoles una productiva estancia en Cozumel.

    Durante su visita al barco, el Go-bernador estuvo acompaado, adems del Capitn Bouquet, por Fidel Ladrn de Guevara Bravo, publirrelacionista de Gestora Ambiental; Kenia Espinosa, encargada de Recaudacin de Fondos y Marketing de Greenpeace Mxico; Bea-triz Adriana Olivera, encargada de la Campaa de Energa y Cambio Climtico

    de la organizacin, as como por, miem-bros de la tripulacin del Artic Sunrise.

    Greenpeace -que es la organiza-cin ambientalista ms reconocida en la defensa del medio ambiente, funda-da en 1971 y con ms 2.9 millones de seguidores en todo el mundo-, adquiri Artic Sunrise en 1995, aunque antes la embarcacin, irnicamente, era utili-zada para la pesca de focas, incluso, la propia organizacin haba realizado una accin contra el buque en la Antrtida mientras entregaba al gobierno francs equipamiento para construir una pis-ta de aterrizaje a travs de una zona poblada por pinginos. A pesar de ello Greenpeace compr el barco, usando como pantalla una compaa llamada Arctic Sunrise Ventures Ltd., puesto que, de otro modo, los anteriores due-os noruegos jams hubiesen vendido la nave al grupo ecologista.

    Flix, Con GReenpeACe

    de

  • 24 estosdas06/12/10

    De portada

    Hace dos semanas sali libre Elicer Domnguez Castillo, El Blanco, un adolescente criminal que fue sentenciado apenas a cinco aos de prisin por haber participado en una violacin tumultuaria, junto con otros ocho sujetos, el ltimo da de octubre de 2007. Cumpli dos aos y medio en el Centro de Internamiento para Adolescentes -como le llaman al espacio de recreo donde gozan de toda clase de privilegios, incluidos los de drogarse y embriagarse- despus de que junto con los otros vndalos fue acusado y sentenciado por asalto, robo, asociacin delictuosa, lesiones y violacin. Est libre por los beneficios que otorga la Ley de Justicia para Adolescentes, un engendro normativo promotor de la violencia y la inseguridad que agobia a los buenos ciudadanos, y ante el cual todas las autoridades responsables escurren el bulto y se convierten en cmplices, por tanto, de los crmenes cometidos al amparo de esa impunidad defendida por la ley. El Blanco, como centenares de jvenes que han salido con el recurso del arraigo familiar, no tendr antecedentes penales y tampoco estar rehabilitado en absoluto, porque la ley dice que los adolescentes que delinquen deben ser reincorporados al ncleo familiar, no ser rehabilitados. Slo que los ncleos familiares de esos mozalbetes son los nidos de ratas donde se incuba la barbarie, que se consuma en los arrabales de la miseria, la ignorancia y el desamparo, y cuyo crculo mortfero se cierra cuando los nuevos criminales hacen sus propias familias y se hacinan en sus propios nidos de ratas. Los sistemas de justicia para adolescentes son peores que los de readaptacin social, porque en ellos los mocosos ms desalmados aprenden que en lugar de castigarlo la ley premia el crimen, por sanguinario que sea, siempre que se cometa cuando el homicida sea menor de edad, es decir, cuando no tenga conciencia ni sea responsable de su salvajismo, que al fin y al cabo los burcratas y los polticos tampoco tienen conciencia del dao que le causa su existencia a la comunidad.

    Hctor Sosa

    la Semana PaSada CauS PolmiCa la liberacin del menor Abra-ham Salgado Aguilar, respon-sable de la muerte de Ariadna

    Fabiola Rosado, de 29 aos. El joven de 17 aos estaba de parranda con cinco amigos el domingo 28 de no-viembre, andaban ebrios y Salgado manejaba la camioneta blanca Subur-ban con placas MEJ-68-90 del Estado de Mxico. Perdi el control de la uni-dad sobre el Bulevar Baha, en Chetu-mal, y tras volcarse una y otra vez por

  • Crimen

    25estosdas06/12/10

    ms de 35 metros se detuvo frente a las instalaciones del Centro Tecnolgi-co de Estudios del Mar Nmero 10.

    Dafne Manrique Malo, de 29 aos, y otra menor de 17, resultaron con le-siones y fueron trasladadas a la clnica Carranza. Ariadna Rosado qued sin vida sobre el asfalto a causa de una fractura crneo-enceflica. Sus acom-paantes eran tres borrachos: Julio Al-berto Almeida Surez, de 21 aos, el menor Salgado Aguilar de 17, y Ral Mzquita Marinero, de 26.

    Desde el lunes 29, la puesta en

    LA LEY DE JUSTICIA PARA ADOLESCENTES

    SIGUE PREMIANDO EL CRIMEN Y PROVEYENDO

    MANO DE OBRA PARA EL NARCO

    Y los burcratas y los legisladores?: cmplices seor; de la violencia, de la impunidad y de la zozobra en que sobreviven los ciudadanos cuyos derechos debieran defender.

  • 26 estosdas06/12/10

    De portada

    El asunto Es quE la aplicacin dE las mEdidas impuEstas por El juEz para adolEscEntEs tiEnE como basE la Educacin, la disciplina, El trabajo y la capacitacin para El mismo. tiEnE como fin la rEinsErcin familiar dEl adolEscEntE, sin importar si El origEn dEl problEma sE EncuEntra En la disfuncin dE la familia dE los adolEscEntEs dElincuEntEs, o si la criminalidad dE los mEnorEs Es rEsultado dE anomalas mEntalEs. En El cipa no hay Evaluacin, diagnstico, tratamiEnto ni rEhabilitacin, porquE no hay siquiatras ni EspEcialistas dE nada.

    libertad del adolescente caus polmi-ca; una polmica instantnea y fugaz que como todos los hechos de violen-cia y los escndalos de corrupcin que ocurren a diario en la entidad se diluye en el desinters y la insensibilidad de la opinin pblica, y en el muladar de

    atrocidades del diario que han forjado una idiosincrasia cada vez ms deshu-manizada, indiferente y proclive a la descomposicin social.

    Se le dej libre porque la Ley de Justicia para Adolescentes no consi-dera el homicidio culposo como delito

    grave. El caso fue turnado al Juzga-do para Adolescentes donde un juez se encargara de imponerle la sancin respectiva. En su expediente el joven qued como probable responsable de los delitos de homicidio culposo, daos y lesiones. Pero el agente del Ministe-

  • dEsdE El lunEs 29, la puEsta En libErtad dEl adolEscEntE caus polmica; una polmica instantnEa y fugaz quE como todos los hEchos dE violEncia y los Escndalos dE corrupcin quE ocurrEn a diario En la Entidad sE diluyE En El dEsintErs y la insEnsibilidad dE la opinin pblica, y En El muladar dE atrocidadEs dEl diario quE han forjado una idiosincrasia cada vEz ms dEshumanizada, indifErEntE y proclivE a la dEscomposicin social.

    rio Pblico lo dej en libertad porque esos ilcitos no son considerados como graves en la ley.

    Sin embargo el caso de Salgado, producto de la irresponsabilidad fami-liar y los excesos de la juerga y el vi-cio, no es nada comparado con la libe-racin de Eliecer Domnguez Castillo, El Blanco, dos semanas atrs, y sobre la que no hubo ningn reparo pblico.

    Domnguez se encontraba re-cluido en el Centro de Internamien-to para Adolescentes junto con otros siete menores acusados de violacin, y tambin de asalto, robo, asociacin delictuosa y lesiones. Fue sentencia-do a cinco aos de internamiento por haber violado a una joven de nombre Alejandrina en el mismo bulevar en el

    que se volc Salgado y en el que per-di la vida Ariadna. Y lo hizo en com-paa de otros seis menores de edad y de dos adultos.

    La historia

    El mircoles 31 de octubre de 2007, el Blanco acudi al Bulevar Ba-ha a practicar su pasatiempo favori-to: asaltar a mano armada a quien se le ponga enfrente. Sin embargo todo fue distinto ese da. La pandilla se atasc de mariguana y alcohol para emprender su violenta faena diaria, como siempre, pero una pareja de jvenes estaba en el lugar equivoca-do en el momento equivocado, cerca de la comunidad de Calderitas, y el lder del grupo, Joel Balderas Cool, El Coquero, someti con un machete al acompaante de la joven abogada, que es egresada de la Universidad de Quintana Roo, y a golpes lo sac de su auto, donde se encontraban, e in-movilizado y sin posibilidades de de-fenderse del ataque de nueve sujetos intoxicados y enloquecidos, Alfredo observ el ataque inmisericorde del que fue vctima su prometida.

    Despus de abusar de Alejandri-na la prole embrutecida se refresc en las sucias aguas de la Baha de Chetu-mal antes de robarse el Accord blanco, una computadora porttil y los telfo-nos celulares de ambos.

    Los delincuentes fueron captu-rados en un operativo policiaco en-cabezado por el entonces director de la Polica Judicial, Miguel ngel Dorantes Pacheco. La mayora de los agresores se encontraban en un do-micilio de la colonia Antorchistas. Un par de das despus otro ms, Rena-to Tolentino Jimnez, El Chino, fue identificado plenamente por Alfredo

    y tambin fue recluido.

    Ley salvaje

    En lo que va de 2010, en todo el estado de Quintana Roo se han abier-to mil 300 expedientes relacionados con jvenes delincuentes y se esti-ma que la criminalidad juvenil crece a un ritmo de 16 por ciento al ao. De todos los casos, menos de un 10 por ciento de los responsables pisa el Centro de Internamiento para Adoles-centes (CIPA) o el llamado Mdulo II, un inmueble ubicado en las instalacio-nes del Centro de Readaptacin Social de Chetumal que tambin sirve para retener, con todos sus privilegios, a los beneficiarios de la Ley de Justicia para Adolescentes.

    Hasta julio pasado, el sistema penitenciario para adolescentes el CIPA y el Mdulo II albergaba a una poblacin de poco ms de 80 per-sonas. Hoy slo estn internados 55 de ellos. Entre los 25 que salieron de julio a noviembre se encuentra Elie-cer Domnguez, recluido desde fina-les de 2007 por el ultraje violento contra Alejandrina.

    A Eliecer le dieron una sentencia de cinco aos, pero su premio fue ma-yor: pudo salir libre por los derechos a los que lo hace acreedor la Ley de Jus-ticia para Adolescentes, esa burla legal que en sus principios rectores estable-ce que los jueces debern velar por el inters superior del adolescente, consagrado en el artculo cinco, donde dice que toda medida que el Estado tome frente a los adolescentes que realizan conductas tipificadas como delito en las leyes del Estado debe interpretarse y aplicarse siempre en el sentido de maximizar los derechos de los adolescentes y de restringir los

    27estosdas06/12/10

  • De portada

    28 estosdas06/12/10

    efectos negativos de su sujecin a un Sistema que, en esencia, tiene un ca-rcter aflictivo.

    Y las vctimas de los depredado-res protegidos por esta infamia legis-lativa?: pues que se rasquen con sus uas o se vayan a otro pas, porque aqu la ley y las instituciones son amas y seoras del delito; o porque no sir-ven para nada, o porque los criminales se las pasan por el forro, o porque de plano, como es el caso del sistema de justicia para adolescentes, estn he-chas para favorecer a los que roban, violan o asesinan si tienen el privilegio de ser menores de edad.

    Un funcionario del sistema para adolescentes consultado por Estos-das observa que el inters superior de la legislacin es considerar que un joven delincuente tiene los mismos derechos que si estuviera libre. Por eso es que dentro de las sanciones lo ltimo que permite la ley es confinar a un mocoso criminal en un centro de internamiento.

    Dice, adems, que aquellos j-venes que son detenidos, incluso por crueldades sangrientas, son reincor-porados a la sociedad sin anteceden-tes penales una vez que cumplen su condena. La idea, asegura, es tratar-los como si por su edad biolgica no fuesen responsables de ningn acto criminal.

    El funcionario seala que el caso de Eliecer Domnguez es un claro ejemplo de lo monstruoso que resul-ta la Ley de Justicia para Adolescen-tes. l particip en una espeluznante violacin tumultuaria junto con otras ocho sdicos, y a los dos aos y medio de haber sido internado y tratado con algodones ahora se encuentra libre y cumpliendo su sentencia bajo arrai-go domiciliario, cuando se sabe que ese arraigo domiciliario slo envilece ms a los criminales juveniles porque sus hogares no son hogares, sino ver-daderas madrigueras de violencia y degradacin moral; en ese lumpena-je, dice, no slo no se puede corregir nadie; los mozalbetes que regresan a l socorridos por el sistema de justi-cia para los menores bajo la condicin fallida del arraigo sern cada vez peo-res, convencidos de que la ley es la principal precursora de la impunidad en su pas. Cada mes un agente de la Direccin General de Ejecucin de Medidas para Adolescentes (DGEMA) acude a visitar a esos tipos para que

    sus familiares informen sobre su com-portamiento y para conocer si van bien en sus estudios de preparatoria, un crculo de simulacin y de corruptelas donde los nicos que salen perdiendo son los ciudadanos de bien y la convi-vencia civilizada.

    Y contina: Eliecer Domnguez lleg al CIPA y no haba terminado la secundaria. Como el objetivo del sistema de justicia para adolescentes es reinsertar al delincuente al ncleo familiar y no rehabilitarlo, el trabajo de la gente en el CIPA es darle cla-ses para que termine su primaria, se-cundaria o preparatoria. En algunos casos, como llegan analfabetas y no saben leer ni escribir, se les ensea un poco. Toman clases de pintura, o asisten a talleres. Hacen deporte y hasta nutrilogo tienen. La idea es que regresen a la sociedad con he-rramientas para conseguirse un buen trabajo, no importa si estn rehabili-tados o no. Y lo ms evidente es que no se rehabilitan, si por los crmenes ms grandes pasan apenas unos po-cos meses de reclusin.

    El asunto es que la aplicacin de las medidas impuestas por el juez para adolescentes tiene como base la edu-cacin, la disciplina, el trabajo y la ca-pacitacin para el mismo. Tiene como fin la reinsercin familiar del adoles-cente, sin importar si el origen del pro-blema se encuentra en la disfuncin de la familia de los adolescentes de-lincuentes, o si la criminalidad de los menores es resultado de anomalas mentales. En el CIPA no hay evalua-cin, diagnstico, tratamiento ni reha-bilitacin, porque no hay siquiatras ni especialistas de nada.

    Arely Camargo Chvez, procura-dora de la Defensa del Menor y la Fa-milia, dice que la ley es muy benvola porque considera como delitos graves el robo con violencia, el homicidio y la violacin, pero slo pueden ser re-cluidos los menores de entre 14 y 18 aos. Aquellos homicidas y violadores menores de 14 son enviados a sus casas por los jueces sin evaluaciones sicolgicas.

    Eliecer Domnguez dej el CIPA hace dos semanas y cumplir el resto de su sentencia dos aos y medio arraigado en su casa si el juez para adolescentes as lo decide. Si dispo-ne otra cosa quedar libre antes y sin antecedentes penales. Hasta el momento no existe una evaluacin

    siquitrica sobre l.

    Desorganizacin

    Xchitl Godnez Ystepan, directo-ra de la Agencia del Ministerio Pblico Especializada para Adolescentes, indica que de acuerdo a la ley hay que maxi-mizar los derechos de los adolescentes.

    Por qu salen tan rpido?, es culpa del MP o de quin?

    Porque probablemente duran-te el proceso se solicita el cambio de medida [sinnimo de sentencia, hay que ser muy delicados con los trmi-nos, eso s]. Dependiendo del compor-tamiento, y de si los muchachos si-guen estudiando o aprendiendo algn oficio, a travs de sus abogados solici-tan el cambio de medida que puede ser el cumplimiento anticipado de las sentencias, servicio a la comunidad, ir a firmar cada determinado tiempo al juzgado o estar bajo la supervisin de alguna institucin. En el sistema para adultos lo llamamos preliberacin.

    El trabajo de la procuradura hasta dnde llega?

    Integrar una investigacin, se consigna al juez y finalmente la fiscala sigue el proceso cuando el caso ya se encuentra ante el juez.

    Tienen alguna dificultad para integrar la averiguacin y aportar pruebas?

    No hay ninguna dificultad en cuanto a la integracin, ms bien es porque la ley es muy flexible. Siem-pre nos cuestionan sobre porqu no podemos mandar a los detenidos a reclusin, o porqu al trmino consti-tucional los dejamos en libertad. Pues porque si ustedes revisan la ley no lo podemos hacer en todos los delitos.

    El problema de la justicia para adolescentes no se limita a delitos del fuero comn. El Senado no ha emiti-do una ley que regule el sistema de justicia para adolescentes, y ante este vaco los menores que cometen delitos del orden federal, como los de nar-cotrfico, son puestos en libertad de manera automtica, ya que no pueden ser juzgados en tribunales estatales.

    Por eso no falta quien asegura que la ley de justicia para adolescen-tes es una narcolegislacin, porque los principales favorecidos con ella son los capos, que usan para sus negocios de muerte, para vender droga o como si-carios en desarrollo, a jovencitos ho-micidas protegidos por esa ley. de

  • 29estosdas06/12/10

    Crimen

    El caso dE EliEcEr domnguEz Es un claro EjEmplo dE lo monstruoso quE rEsulta la lEy dE justicia para adolEscEntEs. l particip En una EspEluznantE violacin tumultuaria junto con otros ocho sdicos, y a los dos aos y mEdio dE habEr sido intErnado y tratado con algodonEs ahora sE EncuEntra librE y cumpliEndo su sEntEncia bajo arraigo domiciliario, cuando sE sabE quE EsE arraigo domiciliario slo EnvilEcE ms a los criminalEs juvEnilEs porquE sus hogarEs no son hogarEs, sino vErdadEras madriguEras dE violEncia y dEgradacin moral; En EsE lumpEnajE, dicE, no slo no sE puEdE corrEgir a nadiE; los mozalbEtEs quE rEgrEsan a l socorridos por El sistEma dE justicia para los mEnorEs bajo la condicin fallida dEl arraigo sErn cada vEz pEorEs, convEncidos dE quE la lEy Es la principal prEcursora dE la impunidad En su pas. cada mEs un agEntE dE la dirEccin gEnEral dE EjEcucin dE mEdidas para adolEscEntEs (dgEma) acudE a visitar a Esos tipos para quE sus familiarEs informEn sobrE su comportamiEnto y para conocEr si van biEn En sus Estudios dE prEparatoria, un crculo dE simulacin y dE corruptElas dondE los nicos quE salEn pErdiEndo son los ciudadanos dE biEn y la convivEncia civilizada. Xchitl

  • 30 estosdas06/12/10

    Jess Hernndez

    En gira de trabajo por el munici-pio de Cozumel, la Primera Tra-bajadora Social del Estado Nar-cedalia Martn de Gonzlez en-

    cabez la marcha para conmemorar el Da Internacional de los Derechos de las Personas con Discapacidad y encabez la entrega de tarjetas bancarias de d-bito del Programa Abuelito Estoy Con-tigo con lo cual se ampli el nmero de beneficiarios, as como de otros apoyos a organismos de asistencia social.

    Al inicio de su jornada de activi-dades, Martn de Gonzlez acompaa-da de la Presidenta del DIF municipal Virginia Alcrreca de Gonzlez y de los nios del Centro de Atencin Mltiple y del Centro de Rehabilitacin entre otras instancias, marcharon sobre la avenida Rafael E. Melgar hasta llegar al parque Benito Jurez.

    Estar con ustedes, siempre me motiva y me llena de energa, y en este da muy especial les refrenda-mos nuestro cario porque cada uno de ustedes es un ngel, por lo que les pedimos a los paps, a los familiares y a la sociedad en general que los cui-den, que los protejan y que les brinden siempre el apoyo, expres la Presi-denta del Sistema DIF Quintana Roo.

    Posteriormente Martn de Gonz-lez se traslad a las instalaciones del DIF municipal en donde en compaa del Presidente Municipal Juan Carlos Gonzlez Hernndez entreg al DIF Municipal sillas semideportivas, sillas draxter, sillas infantiles, nebulizado-res, bastones para invidentes y an-daderas tipo Juanito donados por la Beneficia Pblica.

    las personas con discapacidad son ngeles a los que hay que cuidar y querer de todo corazn: Narcedalia Martn

    de

  • 31estosdas06/12/10

    Congreso

    UN MEJOR APARATO DE INFORMACIN LEGISLATIVA Y QUE

    BACALAR SEA MUNICIPIO, PROPONE EL DIPUTADO ELECTO EDUARDO

    ESPINOSA ABUXAPQUI

    Jess Hernndez

    eduardo espinosa abuxapqui es uno de los 11 diputados pris-tas electos para conformar la XIII Legislatura que iniciar

    actividades en marzo de 2011 y con-cluir en septiembre de 2014. Ha sido

    presidente municipal de Othn P. Blan-co, diputado federal por el II Distrito y se ha desempeado en el sector p-blico y en la iniciativa privada. Ha sido aspirante a la gubernatura y dice no saber si ser el prximo presidente de la Gran Comisin del Congreso, como se ha especulado. El Poder Legislati-

    vo, menciona, debe mantener su inde-pendencia y no ser un brazo ms del Ejecutivo. Tambin apunta que es in-dispensable que los legisladores dejen de lado el enfoque asistencialista de sus funciones, que se conozca ms su trabajo para que la gente no crea que slo se dedican a cobrar, y que por po-

  • Congreso

    32 estosdas06/12/10

    bre que sea Bacalar debe ser munici-pio si su comunidad lo quiere, porque puede promover fuentes alternativas de financiamiento para su desarrollo. Estosdas convers con Eduardo Es-pinosa en Chetumal, he aqu algunos de sus puntos de vista:

    La pluralidad de la prxima le-gislatura no dificultar sus tareas?

    No, ya nos hemos reunido en varias ocasiones todos los diputados electos y hemos coincidido en que el color de cada partido poltico no tie-ne porqu influir en nuestros acuer-dos como legisladores. Buscaremos el bienestar de la sociedad, no el nues-tro. Hemos participado en reuniones de capacitacin para desempearnos de la mejor manera posible y hemos confirmado que en todos hay un alto concepto de la responsabilidad. El go-bernador electo, Roberto Borge Angu-lo, nos visit de manera informal en una de esas reuniones y luego